Lady Gaga bajó 30 libras y está feliz

La cantante neoyorquina adora cocinar y tiene un día "permitido" donde elige pastas.

Toma nota

  • Nombre: Stefani Joanne Angelina Germanotta
  • Fecha de nacimiento: 28 de marzo de 1986
  • Altura: 5' 08" pies - 1.55 metros
  • Peso: 121 libras - 55 kilos

En fotos

 
Fotoálbum

Se hicieron conocidas porque las siguen las celebridades. Conoce sus pros y contras

Recomiéndanos

Publicidad


Los nuevos vestidos de Lady Gaga permiten apreciar que perdió 30 libras (13,6 kg). A los 27 admite que está encantada, aunque nunca sintió vergüenza de mostrarse cuando tenía "algo" de más. Con esta nueva figura, se la vio fuera de los shows luciendo ropa clásica y elegante, pero la siguen acompañando las altísimas plataformas de siempre, que veces hasta le impiden caminar con soltura.

La cantante reveló que en 2012 había subido bastante de peso, pero en medio de la recuperación de su cirugía de cadera decidió ponerse en forma. La lesión la dejó bastante afligida, ya que obligó a cancelar varias presentaciones de su gira “Born This Way Ball.”La artista fue operada en febrero, los primeros tiempos se la vio en público en silla de ruedas, y luego se dedicó a la rehabilitación y a la dieta.

El encargado de poner en forma a la diva pop fue Harley Pasternak, que ponderó las curvas bien femeninas y la cintura pequeña de su clienta. Lady Gaga tiene la ventaja de ser muy movediza en el escenario, lo que le permite quemar hasta 1000 calorías por show, que la ayudan a quemar grasa. Su entrenamiento incluye ejercicios de resistencia para esculpir y tonificar sus músculos.

En cuanto a la dieta, la rubia es amante del buen comer y le encanta cocinar. Según relata Pasternak, le gustan los batidos, las sopas, la comida italiana y japonesa. Prepara ella misma los platos en los que incluye granos y semillas de distintas culturas.

El especialista le recomendó seguir la dieta “de los 5 factores”, que incluye 2 comidas al día y 3 snacks. El pan y las harinas están limitados, pero no faltan las verduras, las ensaladas y el pescado. Un solo día a la semana puede comer lo que más le guste, y por supuesto, ella elige pastas.

No es la primera vez que Lady Gaga hace dieta. En 2011 se quedó bastante preocupada cuando vio unas fotos suyas publicadas en un diario inglés que, sin decirlo, la trató de gorda. La nota incluía una imagen de la cantante en un recital en Rumania que comparaba su silueta, tomada de atrás y enfundada en un corsé, con una imagen similar del 2009.

Pasado el primer momento de shock, hizo una dieta para celíacos con alimentos libres de gluten. 

Comments widget here